Deportes

Los gimnasios comenzaron a trabajar luego de 150 días

Este lunes la mayoría de los gimnasios de Marcos Juárez abrieron su puertas en el marco de la «prueba piloto» que determinó el COE la semana anterior para todos los espacios de acondicionamiento físico de la Provincia de Córdoba. También podrán realizar una apertura los natatorios, ya que la decisión contempla estos lugares para la práctica deportiva.

Con un cumplimiento estricto de las medidas de seguridad e higiene, los gimnasio de la ciudad volvieron a lucir como lo hacían hace más de 150 días. Abrieron sus puertas en base a la decisión del COE de establecer lo que se denominó «prueba piloto» para estos espacios dentro del territorio cordobés.

Si bien en la mayoría de las localidades comenzaron a trabajar la semana anterior, en Marcos Juárez los propietarios decidieron hacerlo recién estos días a la espera de un levantamiento del cordón sanitario.

Entre los protocolos dispuestos se destaca la limpieza de espacios; cada turno será de una permanencia máxima de 45 minutos dentro del establecimiento ya que se dispondrá de 15 minutos de desinfección profunda de todos los elementos y superficies de contacto; disponer cestos de basura con boca ancha; colocar las máquinas en paralelo, cumpliendo con la distancia mínima de 2 metros y evitar colocarlas en áreas de circulación; colocar en espacios visibles un rociador con solución alcohólica sanitizante (alcohol 70%) para que tras el uso de elementos o maquinas;  la firma de una Declaración Jurada en la que expongan su situación: su buen estado de salud, que no viajaron, no estuvieron en contacto con terceros que regresaron del exterior o zonas de circulación comunitaria, que no estuvieron en contacto con personas infectadas por COVID19, y que no presentan síntomas asociados a la infección. Y cada persona ingresará con barbijo no quirúrgico, su botella de agua y de ser posible su kit individualizado de higienización personal.

Respecto a los natatorios en la ciudad resta definir una alternativa que están conversando los clubes Argentino y San Martín. La iniciativa prevé abrir una de las dos piletas climatizadas para evitar grandes costos y al mismo tiempo controlar el cumplimiento de los protocolos.