Locales

Bomberos dio marcha atrás con su decisión y espera una alternativa para sostener el cuartel

A pocas horas de anunciar que se resentiría la prestación del servicio, como consecuencia de no hallar una respuesta de parte de la Municipalidad para sostener la complicada situación financiera y económica, la Asociación de Bomberos Voluntarios de Marcos Juárez decidió dar marcha atrás con la postura. Desde el Gobierno Provincial anticiparon que se enviará un aporte en los próximos días para que se pueda continuar con la atención normal del cuartel y se arribe a una solución.

El 1° de marzo de 2019 seguramente será recordado por el «Bomberazo» en Marcos Juárez. En plena mañana del viernes irrumpieron por calle Irigoyen las unidades de Bomberos para realizar un manifestación frente a la Municipalidad.  Durante varios minutos se vio cortado el tránsito y las sirenas llamaron la atención de los vecinos.

Se trata de un reclamo planteado desde la Asociación y el Cuerpo de Bomberos para encontrar una respuesta favorable a la situación financiera que atraviesa. «Ya no podemos esperar más, desde octubre se reclama una alternativa al intendente Pedro Dellarossa para cubrir los 400 mil pesos mensuales que tenemos para mantener el cuartel y la prestación de los servicios», señalaba un integrante de la comisión.

Luego de la manifestación en la vía pública hubo una conferencia de prensa en el Cuartel, con la presencia de la mayoría de los medios de la ciudad, en la que señalaron los detalles de este conflicto que se inició a finales del año pasado.

El Jefe del Cuartel de Bomberos, Gustavo Lescano, junto al Presidente de la Asociación, César Viglioco, informó que como consecuencia de la situación económica y financiera que atraviesa la asociación se prestará una Guardia mínima, con servicio resentido. «Si hoy una salida demoraba 5 minutos, ahora va a demorar 15. Sólo podremos asistir con 1 sola unidad y 6 Bomberos. Si no alcanza la cantidad de gente solicitaremos a los cuarteles ver», expresó.

Además cuestionó la demora del intendente Pedro Dellarossa para encontrar una solución al planteo realizado en octubre pasado. «Plata no tenemos más, lo dijimos a fines de octubre cuando se lo planteamos a la Municipalidad. La propuesta de Coyspu fue de ellos, nos pidieron que esperemos. Nosotros hicimos un pedido y ellos debían instrumentar cómo debían hacerlo», agregó.

Y remarcó que en Noviembre la Municipalidad «se puso al día con la coparticipación que nos debían, llegó a ser de un año. Y ese dinero duro hasta ayer».

Cuarto intermedio

Sin embargo, apenas minutos después de estas duras declaraciones ante los medios; arribaron al cuartel representantes de la Municipalidad y la cooperativa de Obras y Servicios Públicos.  En un comunicado señalan que «la Asociación de Bomberos Voluntarios de Marcos Juárez les comunica que luego de una reunión llevada a cabo con integrantes del Municipio y de Coyspu (…), nos presentaron una nueva propuesta la cual se analizó y se llegó a un cuarto intermedio para que se analicen algunas variantes y se pueda dar una solución a nuestra problemática».